EL ODIO A LOS LAZOS AMARILLOS SIN ENTENDER PORQUÉ ESTÁN AHÍ

Esto de los lazos amarillos es algo que está destapando cosas que no deberían existir en un país democrático.

Desde que empezó este asunto, los problemas creados por nuestros políticos, de un bando y de otro, no hacen más que aumentar la tensión social que no debería existir, pero por lo visto a ellos todo esto les beneficia, ya que mientras nos estemos dando palos por los lazos de marras, ellos no están por su labor, que es procurar el bien del pueblo.

Pero claro, en esa tensión existen dos puntos de vista totalmente opuestos:

  • Los que, como yo, están a favor de la presencia de los lazos amarillos,
  • Los que los aborrecen y por ello se dedican a quitarlos con excusas tan absurdas como la contaminación del plástico con el que se hacen esos lazos.

¿Por qué un no independentista como yo está a favor de la presencia de esos lazos, que no de su necesidad?, pues porque cuando todo esto empezó y encarcelaron a los políticos catalanes, pensé en un principio que no eran presos políticos, sino políticos presos, pues en ese momento pensé que los habían encerrado por actos de violencia durante las manifestaciones, pero el verdadero motivo de su prisión “preventiva” no tiene más base que la política, su ideología independentista y su intención de seguir con ella en cuanto salgan a la calle. Y ningún vídeo no manipulado ha podido demostrar violencia alguna por parte de los presos políticos.

¿No es parte de la democracia la libertad de ideología? Yo creía que sí, pero por lo visto estaba equivocado.

En Democracia entiendo que todo el mundo tiene derecho a tener y divulgar sus ideas políticas y llevarlas a cabo siempre que para ello no use la violencia, y según se puede ver, es precisamente la violencia del lado contrario la que abunda.

No quiero decir con esto que los independentistas sean todos pacíficos, ya que no faltan imágenes donde se puede ver violencia por su parte, pero en una cantidad muy inferior a la unionista.

Dicen que una unidad de España no se negocia,… pero se impone, y creo que eso es una muestra más que clara de que no existe dicha unidad, pues de existir, no haría falta imponerla.

Cuando las cosas se hacen “por cojones” no suelen acabar bien, y la baja categoría de nuestros políticos, de un lado y de otro, no hacen más que ir por ese método que tan malos resultados ha traído históricamente.

Unos quieren seguir por el camino de la independencia sin tener un resultado importante a favor de esta decisión. No se puede decidir una cosa así con margen del 2 ó 3%. Estas cosas merecen un margen de no menos del 20% sobre la opción no independentista.

Los otros no van a buscar soluciones para el caso si no pasan por las amenazas del 155 (por lo visto lo peor que nos puede pasar es que nos toquen el bolsillo), de volver a mandar a los “piolines, y poco más. Cualquier cosa excepto negociar. Pero por lo visto ni unos ni otros están por la labor.

Y con estas estamos hoy en día con una Cataluña llena de lazos amarillos que parecen extenderse por todo el mundo, desde otras comunidades españolas hasta ciudades de buena parte del mundo, y es que el ridículo que está haciendo el Gobierno español saldrá en los libros de historia bajo el título de “como cagarla estando en el Gobierno”.

Y nos encontramos con que parte de la gente “unionista” se dedica a retirar lazos amarillos porque creen que pertenece al independentismo y que debido a que no se pueden usar lugares públicos con finalidades políticas salvo autorización del Consistorio es necesario retirarlos para lo que se están tomando la justicia por su mano e inician “brigadas de limpieza” para retirar dichos lazos.

Para ello van ataviados como si fuesen a estucar su casa, vestidos de pies a cabeza y con la cara tapada para evitar ser reconocidos, lo cual, si no me equivoco, está legalmente prohibido, pero bueno, si hay algún abogado en la sala le agradecería que confirme o desmienta si se puede ir por la calle ataviado de modo que no se pueda identificar a la persona.

Y un detalle a tener en cuenta: si se permite que esta gente se tome la justicia por su mano quitando lazos, ¿qué impedirá que en otros ámbitos acabemos todos tomándonos la justicia por nuestra mano?. Total, ya lo están haciendo con los lazos, ¿qué impedirá que no pase a otros asuntos? ¿ya podremos partirle la cara al vecino ruidoso que no hace caso a nuestra demanda de silencio nocturno?, ¿ya podremos reventar el parabrisas de ese coche que ha aparcado mal? ¿por qué no?, si se permite hacer lo que a uno le de la gana con los lazos, ¿por qué no hacerlo ya con todo?

Volviendo al tema, lo que no entienden es que no es un tema del independentismo eso de los lazos, sino un tema de decencia social: no se puede permitir que hoy en día, en Europa, haya presos políticos.

Por eso muchos unionistas, como yo, estamos a favor de los lazos amarillos, porque no es una exigencia política, sino una exigencia democrática.

Tenemos encarcelados a unos políticos catalanes por defender su ideología pacíficamente. Y hoy son ellos, pero mañana quizá sea quien retira esos lazos porque su ideología deja de interesar a los que mandan.

Hoy están los catalanes entre rejas, pero cualquier día un presidente de cualquier comunidad puede plantar cara a alguna injusticia y acabe entre rejas porque su política no va con la de quien dirige el país.

Se que a muchos os costará entenderlo si es que llegáis a ello, pero los lazos amarillos no son a favor del independentismo, sino a favor de la libertad de quienes pacíficamente defienden sus ideas, las que sean, pero con todo el derecho a ello.

Es por ese motivo por el que no son lazos políticos, y por eso tienen todo el derecho a estar en lugares públicos, porque no piden la independencia de Cataluña, sino la libertad de unos políticos que son fieles a sus ideales como los unionistas lo son de los suyos.

Y yo soy unionista, pero defiendo esos lazos con uñas y dientes, porque hoy son ellos los encarcelados, pero mañana puedes ser tú, yo, nuestros amigos, nuestros familiares…. y no queremos eso, ¿verdad?

Unos quieren la independencia de Cataluña, otros la unión de la Nación española, pero seguro que todos queremos libertad para tener nuestras ideas políticas, ¿no es así?

Porque si no es así, entonces estaremos pidiendo una dictadura, y en ella ganan los que mandan y todos los demás pierden, y nadie te garantiza a ti, que estás quitando lazos, que estés en el grupo de amigos de los que mandan.

Dejar una opinión